Menú Cerrar

Una aventura argentina en Portugal: Cap. II

¡Hola de nuevo! Espero que les haya gustado el primer capítulo de esta historia tanto como me está gustando a mí jugarla y escribirla. Pasaron algunas cosas desde la última vez, así que vamos a desarrollarlas un poco.

Transcurrió la pretemporada, donde jugamos 4 partidos (aunque me hubiera gustado jugar 1 o 2 más, principalmente para hacer entrar en ritmo a la plantilla, pero tenía muchos jugadores de vacaciones y se me desvirtuó todo un poco). Mi “estrategia” en toda pretemporada que haga es organizar partidos cada 3 o 4 días, jugar un partido con el equipo titular/suplente, a los 60’ rotar a todo el equipo y al partido siguiente juega de entrada el equipo que entró de suplente, y así constantemente.

Como pueden ver, nos fue excelente, incluyendo 2 grandes victorias al OL y al mismísimo Real Madrid (no les voy a mentir, les expulsaron a 2, pero ya íbamos ganando). Pero fundamentalmente, los jugadores entraron en ritmo y la táctica empezó a fluir y rendir sus frutos.

El inicio de la temporada iba a ser bastante cargado, ya que teníamos el comienzo de la liga mezclado con los playoffs para llegar a fase de grupos de la Champions, pero rotando el equipo, sumado a que los rivales por liga no eran tan complicados, la sacamos adelante.

Otro buen mes futbolístico, invictos, clasificados a fase de grupos de Champions, 5° en liga a 5 puntos del puntero Benfica (1 partido más), aunque tuvimos un par de tropiezos con equipos fáciles. El equipo funciona muy bien, colectivamente es muy fuerte en ataque, siendo los mediocampistas los dueños del equipo y los laterales claves en profundidad. Defensivamente no somos del todo sólidos, como todo equipo y como a todos nos pasa en el FM, pero me di cuenta que había un problema y era que los extremos no retrocedían del todo y los laterales rivales nos hacían daño, asique implementé que siempre los extremos marquen personalmente a los laterales y bajen con ellos. Desde entonces, el equipo cambió.

Hablando de la Champions, como vieron, nos clasificamos a la fase de grupos. Y a decir verdad, en el sorteo la sacamos baratísima.

No sólo evitamos equipos poderosos (literalmente Zenit era la única cabeza de serie 1 que era accesible), sino que además los demás equipos son accesibles pero eso no quiere decir que sea fácil. Atalanta es complicado y más con sus formaciones con 3 defensas y mucha gente arriba, después Celtic y Zenit sin duda no son equipo para subestimar. Pero claramente, podía haber sido muchísimo peor.

Por último, el mercado de pases. Fue un mercado tranquilo para nosotros, que pintaba para peor porque medio equipo era seguido por otros clubes. Pero las únicas bajas fueron las esperadas y buscadas. Vincent Aboubakar fue vendido al Krasnodar de Rusia por 9 millones de euros, un precio bajo para su valor, pero todo sirve, además de que no iba a jugar en este equipo y no cumplía con los requisitos que impuse en este save. Además, los jugadores a ceder fueron cedidos. Y en cuanto a altas, sólo hubo 1 que también era el único movimiento que se necesitaba, un lateral izquierdo. Consideré algunas opciones, pero al final de cuentas, en base a precio del traspaso, progresión, stats y también por el hecho de que sea argentino, traje a Francisco Ortega, de Vélez, por 6 millones de euros.

20 años, bien físicamente, 1.77m, aunque hay mucho por mejorar, fue el que más me convenció. Además, en la cancha demuestra que se la banca, aporta mucho al equipo, algo difícil porque los laterales son cruciales en mi táctica.

 

Luego vino el mes de Septiembre, con menos cantidad de partidos que el mes anterior pero igual de cargado por el parón por fecha FIFA, ya que tuvimos que jugar 5 partidos en 15 días. Y aún así, la sacamos adelante.

7 puntos de 9 en liga, ahora estamos 2° a 3 de Benfica (con un partido más ellos); un buen debut en Champions con un Celtic que me sorprendió de entrada con un gol en el inicio del partido, pero con un trabajo bastante fino, pudimos darlo vuelta; y también debutamos en la Allianz Cup, o en otras palabras, esa copa que no sirve ni para hacer jugadores que no juegan nunca (5 de los 11 iniciales tienen que haber participado en los 2 partidos oficiales anteriores, aunque si no se cumple se paga una pequeña multa).

Eso es todo por ahora, un pequeño resumen del inicio de la temporada, para esperanzarnos (!) de que lo que viene, es prometedor.

CAPÍTULOS ANTERIORES:

  1. CAPITULO I: 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Instagram